Inicio » Vida social » Cómo vencer la timidez con estas 7 claves

Cómo vencer la timidez con estas 7 claves

cómo superar la timidez

La timidez puede llegar a ser un problema grave para una gran cantidad de personas. En casos extremos, puede generar incluso ansiedad social y provocar el aislamiento del individuo.

Si te encuentras en esta situación, continúa leyendo. Supera la timidez con estos consejos, y aprende a eliminar este lastre de tu vida para siempre.

Qué es y cómo vencer la timidez

Según la Real Academia Española, una persona tímida es aquella que es «temerosa, medrosa, encogida y corta de ánimo». No obstante, autores como Paul Pikonis definen la timidez como una «tendencia a evitar interacciones sociales y a fracasar a la hora de participar apropiadamente en situaciones sociales». De esta forma, lo relaciona más con una inseguridad latente y una vergüenza ante la posibilidad de equivocarse.

Otros, como Philip Zimbardo y Shirley Radl señalan que es un «mecanismo de defensa que permite a la persona evaluar situaciones novedosas a través de una actitud de cautela con el fin de responder de forma adecuada». Es decir, que, la timidez en su justa medida, esta característica no tiene por qué ser un problema real. Es solo cuando acaba convirtiéndose en un obstáculo e interfiriendo en nuestro día a día cuando puede llegar, incluso, a ser una patología necesaria de tratar.

El especialista en neurociencia J. R. Alonso explica que «estigmatizar la timidez, como cualquier otro rasgo que construya nuestra identidad, es injusto y puede ocasionar un sufrimiento inútil». También hace hincapié en que se debe afrontar con una actitud de superación si se llega al caso en el que limita a la persona. En el momento en el que supone una dificultad a la hora de cumplir objetivos, debe tratarse.

Supera la timidez con estos consejos

Sin ahondar en las causas de esta, que son muchas y muy variadas, vamos a proceder a ver cómo vencer la timidez. Es necesario partir de una predisposición a enfrentarse a los miedos y a situaciones que tal vez nos hagan sentir vergüenza. A partir de ahí, ¡todo puede ser pan comido!

1. Compréndete y no te juzgues

Según datos proporcionados por la Organización Mundial de la Salud, un 13,3 % de las personas en el mundo padecen timidez en grados dispares. Es decir: no estás solo en esto. Debes buscar la autocomprensión y autoaceptación. Sobre todo, es importante que dejes de juzgarte duramente por tus rasgos.

Ser tímido no es algo malo per se, y es una característica que puede ir mejorando con el paso del tiempo. No te maltrates psicológicamente por tener dificultades a la hora de encarar situaciones sociales, y céntrate en tu avance.

2. Trata de superar tus límites poco a poco

Los caminos se crean paso a paso y golpe a golpe, como bien dijo Antonio Machado. De nada te sirve tratar de afrontar durante los primeros días, o las primeras semanas, las circunstancias que más vergüenza te generan. Para vencer la timidez debes ir poco a poco, con situaciones que sientas que puedes controlar.

Por ejemplo, puedes comenzar con aquellas actividades del día a día que te resulten incómodas y trates de esquivar. Como saludar a tus vecinos o pedir algo especial en un restaurante. No te fuerces de más, pero tampoco evites estas situaciones.

3. Practica con gente cercana para controlar la vergüenza

Un consejo muy importante para superar la timidez, está relacionado con el anterior, intenta comenzar en un entorno seguro. Puede ser tanto familia como amigos. Te servirá como práctica para ver cómo puedes llevar lo que aprendas a contextos diferentes. Además, sabrás de antemano que nadie te va a juzgar, con lo cual tu inseguridad se reducirá notablemente.

4. Las reuniones de personas: un lugar de pruebas

Tras haber ensayado con gente cercana, prueba a ir un paso más allá. Queda con gente con la que no te sientas tan familiarizado, como compañeros de trabajo o de clase. ¡Y prueba! Olvida ese temor, deja atrás los miedos, y ten conversaciones sencillas. Verás como esa es la clave para superar la timidez: la simplicidad. Poco a poco irás ahondando más, y te irás sintiendo más cómodo.

5. Temas llave: tus grandes aliados

Como ayuda para vencer la timidez, puedes buscar ciertos temas llave que te abran puertas. Con esto no queremos decir que prepares las conversaciones completas en tu mente. Se trata más bien de localizar ciertas ideas que consideres que te puedan ayudar a evitar esos tensos silencios incómodos. Hablar de series, películas, libros o eventos deportivos es muy útil en este aspecto. Piensa en cosas de las que todo el mundo pueda opinar, y que sean interesantes.

6. No busques la aceptación social

Quizás uno de los problemas a la hora de relacionarnos es buscar la aceptación social. Ansiamos encajar en el grupo en todo momento, dar la imagen que se espera de nosotros. Y esto puede acabar provocándonos tal inseguridad que nos impide mostrarnos como realmente somos.

Aléjate de esto. Sé tú, sin necesidad de esconderte. Dependiendo del entorno te podrás mostrar más o menos, puesto que no siempre se tiene la misma confianza. Pero nunca finjas ser otra persona para caer bien a nadie.

7. Adiós, inseguridad: todos cometemos errores

Algo fundamental y que no debes olvidar nunca es que todos nos equivocamos. Todos podemos vernos en situaciones incómodas. Podemos caernos, trabarnos al hablar, confundirnos… Y no pasa nada. Porque errar es de humanos. Buscar un nivel alto de perfección puede generar ansiedad social, y empujarnos a buscar el aislamiento para no enfrentarnos a estas sensaciones.

Supera tu timidez y descubre un mundo nuevo de oportunidades. Pero siempre desde la aceptación y el amor propio. Ser tímido no tiene por qué ser algo negativo, siempre y cuando no suponga un impedimento para ti. No obstante, si realmente lo es, ¡lucha! Valórate y permite que los demás disfruten de tu compañía, de tu conversación y de todo lo que tienes que aportar.

Bibliografía:

  • Antony, M. M. (2012). Como superar la timidez y el miedo a hablar en público.
  • Saz, M. B., & Alonso, J. R. Elogio de la timidez.
  • Cano Vindel, A., Pellejero, M., Ferrer, M. A., Iruarrizaga, I., & Zuano, A. (2006). «Aspectos cognitivos, emocionales, genéticos y diferenciales de la timidez». Revista electrónica de motivación y emoción, vol. 3 núm. 4.